Páginas en Áreadoc

miércoles, 13 de abril de 2022

La Fiesta del Árbol y Los Arbolitos (Yunquera, 1934 y 1974) .

El bosquete de pinos de Los Arbolitos tiene su origen en las plantaciones que realizaron los niños yunqueranos con motivo de la celebración de la Fiesta del Árbol a principios del siglo pasado. Así consta en la instancia [1] que el maestro de Yunquera Antonio del Puerto Pavón dirigió en 1934 al Director General de Primera Enseñanza solicitando la creación de un campo de demostración agrícola [2]

"..., mediante la celebración de la Fiesta del Árbol, se han plantado 500 eucaliptos y sembrado 3.000 pinos, teniendo también un trozo dedicado a campo agrícola, todo ello cuidado por los niños, ...".

La Fiesta del Árbol había sido declarada obligatoria en 1915 mediante Real Decreto, siendo Ministro de Gobernación José Sánchez Guerra [3].

"Se declara obligatoria la celebración anual de una Fiesta del Árbol en cada término municipal. La fecha en que ha de celebrarse se fijará por las Corporaciones correspondientes en sesión ordinaria, y el acuerdo se hará público para conocimiento de todos los habitantes del Municipio. El Ayuntamiento deberá invitar á todos los funcionarios, asociaciones y entidades, tanto oficiales como particulares, que en el término municipal residan".

Podemos hacernos una idea del carácter festivo educativo de esta celebración si observamos con atención las imágenes de la Fiesta del Árbol de Málaga de 1917 de La Unión Ilustrada (ver Imagen 1) [4]. 

Imagen 1

Fiesta del Árbol en Málaga. Fiesta del árbol celebrada en el Parque de las Escuelas (Ribera del Guadalmedina). Las niñas y niños de las Escuelas públicas, plantando los pequeños arbustos, dirigidos por sus profesores. Las autoridades fomando parte en esta hermosa fiesta de cultura. Fots. U. I. por Sánchez. Fuente: La Unión ilustrada. 10/5/1917, página 18.

Imagen 1: Fiesta del Árbol en Málaga. Fiesta del árbol celebrada en el Parque de las Escuelas (Ribera del Guadalmedina). Las niñas y niños de las Escuelas públicas, plantando los pequeños arbustos, dirigidos por sus profesores. Las autoridades fomando parte en esta hermosa fiesta de cultura. Fots. U. I. por Sánchez. Fuente: La Unión ilustrada. 10/5/1917, página 18.

 
Cuando el maestro de Yunquera Antonio del Puerto solicitó al Director General de Enseñanza la creación del campo de demostración agrícola existían dos figuras legales educativas relacionadas con el origen de Los Arbolitos: la mutualidad escolar y el coto escolar. Veamos en qué consistían cada una de ellas.
 
Las mutualidades escolares fueron creadas en 1911, Real Decreto de 7 de agosto, y se establecieron con carácter obligatorio en 1919, Real Decreto de 19 septiembre [5]. Según Rueda Marín (1959) eran un "instrumento pedagógico" que servía "para enseñar a los niños previsión, y por la manera de actuar esos alumnos, interviniendo en la administración de los fondos, aprenden asociación y solidaridad" [6]. Su presupuesto procedía de los ingresos voluntarios de los escolares.
 
Los cotos escolares se crearon para proporcionar ingresos adicionales a las mutualidades. Como éstas, tambien tenían la finalidad pedagógica de que los alumnos adquirieran los valores del ahorro, la previsión, el aprendizaje y el trabajo en común. No se podía crear un coto escolar hasta tanto no estuviera creada y funcionando la mutualidad escolar a la que iba ligada. Podían ser de diversos tipos, según la función específica que cada uno desarrollaba: agrícola, forestal, frutícola, avícola, apícola, industrial, cunícola, sericícola, piscícola o mixta. A final de 1952 había en la provincia de Málaga 21 cotos escolares y en España 734 (Láscaris Comneno, 1955) [7]. Un ejemplo de creación y funcionamiento de coto escolar forestal es descrito por Juan García Yuste (2015) en su página web "Coto escolar forestal Manuel Aulló Costilla (un paraje sanjuaniego)" [8].

El coto escolar forestal de Los Arbolitos se creó en unos terrenos situados a las afueras del pueblo, por encima del nacimiento de Plano y lindando con el camino de la Sierra: 

"... con las aportaciones de los niños de los vecinos y del Municipio han adquirido dos trozos de terreno contiguos, equivalentes a tres hectáreas, 21 áreas y 28 centiáreas, a 300 metros de la Escuela, ..." [1]

Probablemente la adquisición de las dos parcelas para coto escolar se realizó con la finalidad de proporcionar ingresos a la mutualidad escolar. En esos terrenos y con motivo de la celebración de la Fiesta del Árbol plantaron los escolares de Yunquera los pinos y eucaliptos que con los años formaron un tupido bosquete de árboles. En la fotografía aérea de 1954 Los Arbolitos es claramente visible (en la imágen 2 rodeado por una línea roja); resulta fácil de distinguir entre las tierras de secano, olivar y viña.

 

Imagen 2

Los Arbolitos y Yunquera en la fotografía aérea del vuelo americano de 1954. Fuente: IGN.

Imagen 2: Los Arbolitos y Yunquera en la fotografía aérea del vuelo americano de 1954. Fuente: IGN.


En 1954 Los Arbolitos a vista de pájaro tenían el aspecto que nos ofrece la fotografía aérea tomada en el vuelo americano. Se observa como las plantaciones de la Fiesta del Árbol de principios de siglo cubrían prácticamente toda la superficie, salvo una parcela central, la dedicada a campo  agrícola, y una franja longitudinal que separaba los pinos (a la izquierda) de los eucaliptos (a la derecha). 

Veinte años más tarde, el 21 de marzo de 1974 tambien se celebró la Fiesta del Árbol en el coto escolar de Los Arbolitos. Unos días antes se prepararon 800 hoyos, se reparó el muro perimetral y se instaló un cierre de alambre de espino de 1.750 m (ver el cuaderno de trabajos de Pepe Pino, guarda forestal del ICONA en Yunquera; imagen 3). 


Imagen 3

Fotografía del cuaderno de trabajos de Pepe Pino, guarda forestal del ICONA en Yunquera. Trabajos en el coto escolar "Los Arbolitos" para la celebración del la Fiesta del Árbol con los niños de la escuela el 21 de marzo de 1974. Apertura de 800 hoyos para plantación de pinos. Construcción de un tramo de muro de mampostería en seco y reparación de otros tramos. 7 rollos de alambre de espino (1.750 m) y 3 kgr de grapas. Fuente: Archivo personal de José Pino Rivera.
Imagen 3: Fotografía del cuaderno de trabajos de Pepe Pino, guarda forestal del ICONA en Yunquera. Trabajos en el coto escolar "Los Arbolitos" para la celebración del la Fiesta del Árbol con los niños de la escuela el 21 de marzo de 1974. Apertura de 800 hoyos para plantación de pinos. Construcción de un tramo de muro de mampostería en seco y reparación de otros tramos. 7 rollos de alambre de espino (1.750 m) y 3 kgr de grapas. Fuente: Archivo personal de José Pino Rivera.
 

Recuerdo que aquel día de primavera lució muy buen tiempo. A media mañana salimos de las escuelas por el camino que iba de la Ermita a Plano y a Los Arbolitos. Nos repartimos por el terreno y cada uno de nosotros plantó su árbol. El día festivo transcurrió entre juegos, carreras y merienda. Muchos yunqueranos de mi edad tendréis un bonito recuerdo de ese día. Por entonces el aspecto de Los Arbolitos era similar al que se observa en la la fotografía aérea del vuelo interministerial de julio de 1977 (ver Imagen 4).


Imagen 4

Fotografía aérea de Los Arbolitos y de Yunquera de 7 de julio de 1977. Vuelo interministerial 1973-1986. Fuente: IGN.

Imagen 4: Fotografía aérea de Los Arbolitos y de Yunquera de 7 de julio de 1977. Vuelo interministerial 1973-1986. Fuente: IGN.

 

En la fotografía aérea del vuelo interministerial de julio de 1977 se observa un cambio importante respecto a la fotografía aérea de 1954, hay un gran espacio central de color claro, sin vegetación, que corresponde al campo de fútbol.

En la actualidad (ver imagen 5) Los Arbolitos es una bonita zona municipal de recreo y esparcimiento donde se encuentran el campo de fútbol, desde hace unos años de césped artificial, la piscina y otras modernas instalaciones deportivas.

Imagen 5

Imagen aérea de Los Arbolitos (2022). Fuente IGN.
Imagen 5: Imagen aérea de Los Arbolitos (2022). Fuente IGN.
 

Gracias a la Fiesta del Árbol y al esfuerzo y cuidados de aquellos niños de principio de siglo pasado podemos disfrutar hoy en día de una zona ideal para la práctica deportiva y el ocio.


Notas:

[1] Transcripción del texto de la Gaceta de Madrid (antiguo BOE), núm. 129, de 9 de Mayo de 1934. 

Ilmo. Sr.: Vista la instancia de don Antonio Puerto Pavón, Maestro nacional de Yunquera (Málaga); manifestando que con las aportaciones de los niños de los vecinos y del Municipio han adquirido dos trozos de terreno contiguos, equivalentes a tres hectáreas, 21 áreas y 28 centiáreas, a 300 metros de la Escuela, los cuales han sido inscritos en el Registro catastral a nombre de las Escuelas de dicha villa; que en los referidos terrenos, mediante la celebración de la Fiesta del Árbol, se han plantado 500 eucaliptos y sembrado 3.000 pinos, teniendo también un trozo dedicado a campo agrícola, todo ello cuidado por los niños, por lo que solicita la concesión de un Campo de demostración agrícola: Resultando que la Inspección de Primera enseñanza de la Zona informa que ha comprobado lo que en su escrito afirma el Maestro, y estima que debe premiarse la constancia y entusiasmo del solicitante con la concesión que pide, teniendo la fundada esperanza de que pueda mostrarse muy pronto en Yunquera un campo agrícola modelo de gran utilidad en aquel feraz término y de valor para toda la comarca, que no tiene ninguna de estas instituciones. Considerando la conveniencia de ampliar el mayor número posible de Escuelas, los Campos de demostración agrícola anejos a las mismas para realizar los fines educativos y de divulgación de cultura agrícola que en la Orden de 17 de Octubre de 1931 se asignan en estas instituciones.
Considerando que el terreno que han adquirido las Escuelas de la citada villa es suficiente para la instalación de un Campo de demostración agrícola y teniendo en cuenta que en el presupuesto vigente de este Departamento existe crédito para este servicio, Este Ministerio ha resuelto:
1.° Que se cree en los terrenos que ha adquirido la Escuela de Yunquera un Campo de demostración agrícola, anejo a la Escuela nacional de niños, que desempeña el Maestro D. Antonio Puerto Pavón, y cuya dirección correrá a cargo de este Maestro, con todos los derechos y obligaciones que concede la Orden ministerial de 17 de Octubre de 1921.
2.° Este Campo agrícola podrá ser utilizado por las demás Escuelas de niños y niñas de la villa, a cuyo efecto se pondrá de acuerdo el Director del Campo con el Inspector de la Zona y los demás Maestros de la población.
3.° El Maestro director del Campo procederá inmediatamente a organizados, remitiendo a este Ministerio, en el plazo de un mes, una breve Memoria de los trabajos y demostración que se propone llevar a cabo, en relación con las exigencias educativas de la Escuela y necesidades agrícolas de la localidad.

Lo digo a V. I. para su conocimiento y demás efectos. 
Madrid, 10 de Abril de 1934.
RAMÓN PRIETO
Señor Director General de Primera Enseñanza
[2] Gaceta de Madrid, núm. 287, de 14 Octubre de 1905. Ministerio de Fomento. Real Decreto estableciendo los campos de demostración agrícola.
 
Los campos de demostración agrícola se crearon por Real Decreto de 13 de octubre de 1905, a propuesta del Ministro de Fomento Álvaro Figueroa. Su finalidad era divulgar a los labradores los procedimientos de cultivo y las ventajas de las siguientes prácticas agrícolas:
  1. Empleo racional de toda clase de abonos, y especialmente de los abonos químicos.
  2. Alternativas de cosechas y rotación de cultivos que tiendan a reducir el barbecho y a obtener mayores rendimientos de la tierra.
  3. Preparación adecuada de las tierras y aplicación de las labores profundas.
  4. Empleo de semillas selectas é introducción de variedades nuevas más productivas.
  5. Aplicación de maquinaria moderna cuando lascircunstancias lo hagan posible.
  6. Difusión de una contabilidad agrícola sencilla.
  7. Estudio de la climatología agrícola.

El encargado en cada municipio del campo de demostración agrícola era un Maestro de la escuela pública, salvo cuando en el mismo existía algún Perito Agrícola ó Ingeniero que solicitara la concesión. Las campos de demostración debían tener una extensión comprendida entre media y una hectárea, y estar situados próximos a las poblaciones.

[3] Transcripción del texto del Real Decreto de declaración obligatoria de la Fiesta del Árbol. Gaceta de Madrid, núm. 6, de 6 de enero de 1915.

REAL DECRETO

De acuerdo con Mi Consejo de Ministros, y á propuesta del de la Gobernación,
Vengo en decretar lo siguiente:

Artículo 1.° Se declara obligatoria la celebración anual de una Fiesta del Árbol en cada término municipal. La fecha en que ha de celebrarse se fijará por las Corporaciones correspondientes en sesión ordinaria, y el acuerdo se hará público para conocimiento de todos los habitantes del Municipio. El Ayuntamiento deberá invitar á todos los funcionarios, asociaciones y entidades, tanto oficiales como particulares, que en el término municipal residan .
Art. 2.° Los Ayuntamientos deberán consignar en los presupuestos municipales aquellos gastos que se consideren necesarios, teniendo en cuenta las atenciones de carácter obligatorio que sobre el Ayuntamiento posen para adquisición de terrenos donde ello sea posible, siembras, plantaciones, riegos y demás gastos indispensables para la celebración de las Fiestas. Los Gobernadores no aprobarán ningún presupuesto municipal sin que en él figure partida, por pequeña que sea, destinada al fin indicado.
Art. 3.° Los Secretarios de los Ayuntamientos tendrán la obligación de enviar al Gobernador de la provincia, por duplicado, una Memoria de la celebración de la Fiesta del Árbol, debiendo figurar en ella la fecha en que se celebre, el número de árboles plantados, el número de asistentes á la solemnidad, señalando de modo especial los alumnos de las Escuelas que concurran, personas que más se distingan por su colaboración á las fiestas y estado de las plantaciones ejecutadas en los años anteriores. Los Gobernadores formarán una Memoria general de la provincia, en que deberán figurar todos estos datos parciales, y la elevarán á la Dirección General de Agricultura.

Dado en Palacio á cinco de Enero de mi1 novecientos quince.
ALFONSO.
El Ministro de la Gobernación,
José Sánchez Guerra

[4] La Unión ilustrada, 10 de mayo de 1917, pág 18. Fiesta del Árbol en Málaga. Fiesta del árbol celebrada en el Parque de las Escuelas (Ribera del Guadalmedina). Las niñas y niños de las Escuelas públicas, plantando los pequeños arbustos, dirigidos por sus profesores. Las autoridades formando parte en esta hermosa fiesta de cultura. Fots. U. I. por Sánchez."
 
[5] Gaceta de Madrid, núm. 264, de 21 de septiembre de 1919. Ministerio de Instrucción Pública y Bellas Artes. Real Decreto declarando obligatorio en las Escuelas Nacionales el establecimiento de la Mutualidad Escolar.
 
[6] Rueda Marín, 1959. Cotos Escolares de Previsión. Revista de Extensión Agraria,  núm. 13, pp. 8-10.

[7] Láscaris Comneno, 1955. Los Cotos Escolares. Revista de Educación, núm. 30, pp. 47-55. Accesible en http://hdl.handle.net/11162/82574
 
[8] García Yuste, 2015. Coto escolar forestal. Manuel Aulló Costilla, "un paraje sanjuaniego". Accesible en http://roble.pntic.mec.es/~jgarci41/coto1.html, consultado el 13 de abril de 2022.